Anticoncepción Permanente: La Vasectomía

Junio 1, 2009 , In: Ginecología
0
Anticoncepción Permanente: La Vasectomía

La vasectomía es una técnica rápida y sencilla de esterilización masculina, que se realiza mediante cirugía menor y anestesia local.

Esta intervención la realizan los médicos especialistas en Urología, practicando una pequeña incisión el escroto, para seccionar y ligar los  conductos derecho e izquierdo (llamados conductos deferentes o seminales), que llevan el esperma desde los testículos, hasta la uretra.

La recuperación, tras dicha intervención quirúrgica, es rápida y no precisa ingreso, permitiendo, en la mayoría de los casos, la incorporación inmediata del paciente a su trabajo habitual, siempre que éste no requiera la realización de grandes esfuerzos.

Cabe señalar, que tras la vasectomía, no se pierde la eyaculación, ni se producen cambios hormonales ni sexuales en el paciente, la única consecuencia es que el semen no contendrá espermatozoides.

Algún tiempo después de la intervención (según el que estime su urólogo), se realiza al paciente un análisis de semen, para corroborar la ausencia de espermatozoides en el mismo.

Su efectividad, por tanto, no es inmediata. Durante ese periodo de tiempo, se deben tomar otras medidas anticonceptivas, pues cabe la posibilidad de que existan todavía algunos espermatozoides.

La vasectomía es un método permanente y efectivo, que muestra una eficacia casi del 100%, aunque existe una tasa media de fallos del 0,5 %. Se considera que la vasectomía es cinco veces más efectiva que la ligadura de trompas.

En principio, es un método irreversible, pero, en caso de que la persona vasectomizada, más tarde quisiera volver a tener descendencia, tendría que someterse a una nueva intervención quirúrgica, llamada Vasovasostomía, que consiste en volver a unir los conductos seminales, a fin de permitir nuevamente el paso de los espermatozoides al esperma.

Esta recuperación de la fertilidad, pierde eficacia conforme pasan los años desde que se realizó la vasectomía. Se considera efectiva en un 98 % de los casos, pasados cinco años desde la vasectomización. Por encima de ese período el éxito de vasovasostomía se ve reducido considerablemente.

En España, la Seguridad Social cubre la vasectomía, pero es preciso señalar que las listas de espera suelen ser considerablemente largas, fijándose la prioridad en base a una serie de criterios, que difieren de unas Comunidades Autónomas a otras.

FUENTES DE CONSULTA RECOMENDADAS:

Si te ha gustado, ¡compártelo! Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

CATEGORIAS