Galletas de mantequilla de cacahuete y chocolate blanco

1

Con esta sencilla receta podréis disfrutar de unas riquísimas galletas caseras, al más puro estilo americano, en un periquete. Son ideales para la hora de la merienda, con un buen vaso de leche como acompañamiento. Eso sí, os advierto que son adictivas, sobre todo cuando están templadas y el chocolate blanco aun está derretido… ¡Están espectaculares!

Receta de galletas de mantequilla de cacahuete y chocolate blanco

Receta de galletas de mantequilla de cacahuete y chocolate blanco

INGREDIENTES (para unas 10 galletas grandes)

  • 100 de mantequilla ablandada
  • 100 g de mantequilla de cacahuete (mejor si lleva trocitos)
  • 50 g de azúcar
  • 50 g de azúcar moreno
  • 1 huevo grande batido
  • 100 g de harina
  • 1/2 cucharadita de levadura
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 75 g de chocolate blanco cortado a trocitos con la mano

PREPARACIÓN

  1. Precalentamos el horno a 180ºC y preparamos un par de bandejas de horno con papel vegetal. Si solo disponemos de una bandeja, es muy importante que esté fría cuando vayamos a colocar la segunda tanda de galletas, por lo que la podemos colocar unos segundos bajo el grifo.
  2. En un bol, y con la ayuda de las varillas eléctricas, batimos la mantequilla con la mantequilla de cacahuete y los dos tipos de azúcar, hasta obtener una mezcla cremosa.  Vamos incorporando poco a poco el huevo batido, sin dejar de batir hasta que esté bien integrado.
  3. Añadimos por último, la harina, la levadura, el bicarbonato y los trocitos de chocolate blanco y continuamos batiendo hasta que esté todo combinado.
  4. Con la ayuda de una cuchara de helado, o bien con una cuchara normal, colocamos bolitas de la masa en la bandeja de horno, bien separadas unas de otras, porque se expandirán mucho durante la cocción.
  5. Horneamos durante 10-15 minutos en la parte central del horno, y a mitad de cocción, sacaremos la bandeja y le daremos unos golpecitos contra la meseta que habremos forrado con un par de rodillos. Esto hará que nuestras galletas adquieran una textura perfecta, al disiparse el exceso de aire de la masa.
  6. Dejamos enfriar unos minutos en la bandeja y luego las transferimos a una rejilla metálica para que se enfríen por completo.

Receta de galletas de mantequilla de cacahuete y chocolate blanco

Se conservan perfectamente durante varios días en un recipiente hermético. También pueden congelarse, una vez que tenemos las galletas formadas en la bandeja del horno, las metemos en la nevera durante aproximadamente una hora para que se endurezcan y luego las guardamos en bolsas para congelar. Cuando queramos hornearlas, solo tendremos que dejarlas reposar a temperatura ambiente una media hora antes de cocinarlas.

Receta de galletas de mantequilla de cacahuete y chocolate blanco

La receta está extraída del número de Marzo de la revista Good Food

Texto y fotografías por mysweetcarrotcake.com para EntreChiquitines.com

Guardar

Si te ha gustado, ¡compártelo! Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest
Email this to someone

CATEGORIAS