Alumbramiento con hombro atorado (distocia de hombro)

Durante el alumbramiento existe la posibilidad de que los hombros del bebé no puedan pasar a través del canal del parto y se atoren en la abertura del canal de parto o detrás del hueso púbico de la madre, produciéndose distocia de hombro. Lo más normal es que los bebés que nacen con distocia de hombro no sufran complicaciones en el futuro. Si hay posibilidad de complicaciones (falta de oxígeno, un brazo o la clavícula quebradas, daño o parálisis de los nervios del brazo), cuando el bebé queda atorado en el canal de parto durante demasiado tiempo. La madre también puede sufrir complicaciones como hemorragia, desgarre o aparición de moretones en el cérvix, recto, vejiga o vagina.

Alumbramiento con hombro atorado (distocia de hombro)

El hombro del bebé queda atorado contra el hueso púbico, debido a que la abertura pélvica es estrecha.

Las razones más comunes de que ocurra distocia de hombro son: dar a luz a bebés demasiado grandes con un peso muy elevado al nacer, y una abertura pélvica demasiado pequeña en la madre debido a su pequeña estatura.

Durante el parto las señales y síntomas de distocia de hombros son evidentes cuando el parto no progresa y el bebé queda atorado en el canal de parto. Esto puede predecirse si se conoce el tamaño y el peso del bebé. Si éste es muy grande no se recomienda un parto vaginal, sino una cesárea.

PUBLICIDAD

Vía: healthlibrary.epnet.com

PUBLICIDAD