Factores que pueden afectar a tu fertilidad

En biología la fertilidad es la reproducción de una especie, o la capacidad de concepción de un hijo. Hay casos de infertilidad en hombres y mujeres, por ello podemos conocer los factores pueden afectar tu fertilidad en la forma tradicional.

Los estudios médicos evalúan muchos factores como los antecedentes, el ciclo menstrual y su duración, el consumo de sustancias médicas, alcohol, tabaco o drogas, además de la realización de exámenes hormonales, de útero y ecográficos.

Qué puede afectar a tu fertilidad 

Para determinar la fertilidad, se pueden realizar pruebas o exámenes que detecten la capacidad y eficacia de los órganos sexuales, y analizar los posibles antecedentes médicos y ver qué puede afectar a tu fertilidad.

Factores que pueden afectar a tu fertilidad

Además de estos, otros factores que afectan a tu fertilidad como:

PUBLICIDAD
  • La edad avanzada.
  • La obesidad.
  • La delgadez.
  • El alcohol.
  • El tabaco.
  • El estrés.
  • Distintos tóxicos, sobre todo que afectan a la parte masculina.
  • Sustancias Medicas.

Medicamentos

El consumo de ciertos medicamentos puede afectar directamente y de forma perjudicial tanto a la fertilidad del hombre como a la mujer, se debe supervisar y evitar la automedicación sin consultar al especialista, sobre todo si está afectando tu fertilidad.

Enfermedades

Hay varias situaciones por las que una mujer puede ser infértil. La primera se relaciona con los óvulos, o porque no se producen correctamente o por problemas en la fecundación como no adherirse a las paredes del útero, no sobrevive si se adhiere, por problemas de desplazamiento, etc.

Ahora, la infertilidad masculina se comprueba por problemas en los espermatozoides, inestabilidad hormonal, impotencia, enfermedades como gonorrea o clamidia, etc.

Estos y otras enfermedades graves pueden ser consecuencia de diversos factores: trastornos autoinmunitarios, trastornos de la sexualidad, defectos hereditarios, cáncer, diabetes, entrenamiento excesivo, peso, edad, o el consumo de ciertos medicamentos, tabaco o alcohol,

Estrés

El estrés está muy asociado a la infertilidad afectando a la relación de pareja, reducir la libido y la frecuencia o constancia de los coitos. También los diagnósticos y tratamientos de fertilidad pueden causar cambios psicológicos y estrés.

Alimentación 

En el caso de una delgadez extrema y una obesidad es perjudicial y afecta en su fertilidad. La salud en general implica una buena alimentación que incide también en la calidad del semen en los hombres. Unos buenos niveles de fertilidad, se logran llevando una vida sana.

Edad

El porcentaje de fertilidad alcanza el 50% a partir de los 40 años en las mujeres, finalizando con la menopausia, por eso la edad tiene una estrecha relación entre los factores que afectan tu fertilidad.

En los hombres se cuentan con una mayor probabilidad, aunque la edad también le afecta a su porcentaje fértil.

Factores que pueden afectar a tu fertilidad

Recomendaciones para mejorar la fertilidad 

Cuando las parejas tienen problemas para concebir, deben acudir a métodos que minimicen algunos puntos negativos, por eso se realizan las siguientes recomendaciones para mejorar la fertilidad:

  • Seguir el control de tus ciclos menstruales.
  • Reducir el alcohol y tabaco.
  • Mantener un peso adecuado (IMC entre 19 y 29).
  • Realizar ejercicios físicos, no tan intensos y prolongados.
  • Mantener relaciones sexuales cada 2 o 3 días sin programar.
  • Controlar el consumo de medicinas que afecten la fertilidad.
  • Consultar a un médico.

En casos de mayor complejidad puede realizar lo siguiente:

  • Programar el coito.
  • Estimulación hormonal.
  • Inseminación intrauterina.
  • Fecundación in vitro.
  • Micro inyección ISCI de espermatozoides).
  • Diagnóstico genético preimplamatorio.
  • Donación de óvulos.

Se ha demostrado que el 85% de la población concibe en el primer año de relaciones sexuales sin uso de anticonceptivas, y el 15% restante, en el segundo año. Diversos estudios han determinado que buenos hábitos optimizan las probabilidades de ser padres.

PUBLICIDAD