Vuelta al cole con la boca sana

El verano es la época preferida de los niños, no tienen que madrugar para ir al colegio ni tienen horarios que les impidan disfrutar de una mañana de playa o de piscina. Aunque también es cuando más propensos son a padecer enfermedades dentales por el exceso de bebidas azucaradas, helados, chucherías, etc.

Con la vuelta al cole aparecen nuevas rutinas que hacen que sea el momento perfecto para visitar al odontopediatra. Para los peques nos han gustado mucho las Clínicas Den que apuesta por la prevención en el cuidado de la boca de los más pequeños y se aleja de las típicas clínicas, convirtiendo la visita al dentista en un momento divertido para los niños. Una experiencia única ya desde la sala de espera repleta de juegos, cuentos y asientos con forma de muelas. Dentro del box donde la odontopediatra revisa sus dientes, pueden ver los dibujos a través de una pantalla de televisión.

dentista_para_ninos

Desde la Unidad de Odontopediatría de Clínicas Den proponen una serie de consejos para que tus hijos empiecen con buen pie el curso escolar y, sobre todo, con una boca sana:

  1. Evitar alimentos con exceso de azúcares que pueden incrementar el riesgo de caries.
  2. Es importante hacer visitas periódicas al odontopediatra para tener controlada la boca de los niños y evitar sorpresas desagradables.
  3. Utilizar flúor en bajas dosis para reducir la posibilidad de caries.
  4. Procurar que siempre se vayan a dormir con la boca limpia ya que las bacterias actúan sobre todo por la noche.
  5. Beber agua para no tener sequedad bucal. La sequedad bucal incrementa la densidad salivar, lo que provoca la pérdida de parte de sus propiedades lubricantes.
  6. Si se comen dulces entre comidas, realizar una higiene bucal inmediatamente después.
  7. Si quieres que tu hijo tenga una buena dentadura toda la vida, ¡cuida de sus dientes de leche!
  8. El cepillado dental en niños es efectivo sólo si es realizado por un adulto. Sugerimos que el adulto realice o ayude en la higiene hasta que el niño posea la habilidad adecuada (aproximadamente a los 8 años).
  9. Si tu hijo tiene más de 3 años y no tiene sus 20 dientes de leche presentes en la boca, consulta con tu odontopediatra.
  10. En caso de que se fracture un pedazo de diente o se salga del todo, siempre procura recuperarlo y transportarlo en leche a la consulta. En su defecto, se puede colocar en suero o dentro de la misma boca. El tiempo que transcurre entre el accidente y la consulta dental debe ser lo más corto posible (dos horas).

dentista_para_ninos2

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD